Saltear al contenido principal
Email: ilacotquito@gmail.com | Móvil: +593 99 657 7004 (whatsapp) |

Acompasar/Espejar: Cómo construir una relación interpersonal armoniosa

  • PNL

1514434

1) ¿Te reúnes tú en clubes o con grupos de personas con las que no tienes nada en común?.

2) ¿Quién te atrae más y con quién desearías pasar más tiempo: Con alguien que discrepa de ti en casi todo; con quien tienes intereses muy distintos a los tuyos, que quisiera irse a dormir cuando tu tienes ganas de conversar; o que desee bañarse en la piscina cuando tu quieres ir a almorzar?.

3) ¿Con quién simpatizarías más rápido en un curso: Con alguien que conoces o con alguien que no conoces?. ¿Con cuál de esas dos personas tienes más cosas en común?.

Piensa en alguien a quien admiras, respetas y consideras que vale mucho tenerlo/a como amigo/a o persona cercana. ¿Qué es lo que lo/la hace tan atractiva/o?. ¿No serán las cosas en las que esa persona se parece a ti, o las que tú harías?. ¿Será porque esa persona se parece mucho a ti que la admiras y respetas, porque hace las cosas como tú crees que se deben hacer?. Las investigaciones evidencian que en cualquier buena relación –empática, cercana, agradable, respetuosa y duradera- que tú explores, la razón es esencialmente la misma: La armonía, las semejanzas entre las personas, las cosas, características, gustos, puntos de vista o intereses que tienen en común, construyen puentes y acercamiento natural entre las personas.

¿Qué es una relación?. Es una conexión significativa que se expresa en la capacidad para entrar en el mundo del otro, para hacerle sentir de forma empática que tú lo/la comprendes y que existe un lazo significativo de afinidad y cercanía fundamentado en esa comprensión. Uno nunca piensa –por ejemplo- “Caramba, Alfredo opina lo contrario a mi casi en todo, que gran tipo, es muy inteligente”, al revés, si piensas en alguien a quien no soportas con facilidad es a una persona que te contradice en todo. Pasar de la discordia, del juego del poder, de retar, o desafiar, o simplemente de criticar porque “yo soy muy crítico/a” a la armonía, requiere enfocarse en las semejanzas y no en las diferencias. La primera clave de la comunicación verdadera es aprender a traducir el propio “mapa del mundo” al de la otra persona. Y es la habilidad para crear una relación lo que nos faculta para ello.

En PNL la relación se crea descubriendo cosas comunes entre las personas significativas para nosotros, utilizando uno de los mejores medios para crear una relación, la herramienta espejar, reflejar. Esta herramienta la sistematizó el Dr. Richard Bandler a partir de lo que aprendió de su maestro el famoso y respetado Dr. Milton Erickson, el hipnoterapeuta que aprendió a reflejar, a reproducir como si fuese un espejo, los patrones de respiración, postura, tono de voz, y gestualidad de las personas con quienes trabajaba. Y al hacerlo, conseguía establecer vínculos de gran profundidad con personas que apenas lo estaban conociendo. Esto ocurre porque mientras las palabras actúan sobre la mente consciente del interlocutor, la fisiología y el espejar actúan sobre el inconsciente de la persona, nivel en el que el cerebro piensa: “Aja!!, esa persona es como yo, se parece a mi, pensamos lo mismo”. Y una vez que ello ocurre, se produce una atracción significativa, genuina y respetuosa de la otra persona hacia ti, sin darse uno cuenta el vinculo ya está formado.

Por supuesto, todos los aprendices perciben lo mismo: Esto es ridículo, la otra persona se va a dar cuenta; esto no es genuino, yo no soy un manipulador. Las investigaciones evidencian que lo clave para los aprendices es abandonar estas creencias descalificadoras y despotenciadoras, porque no sólo las personas no se dan cuenta, sino que es inútil hacerle seguimiento continuo al espejar porque -quien lo haga- perderá el hilo de la conversación y entenderá todavía mucho menos de lo que su interlocutor le está diciendo.